ATENCIÓN!!! Nuevo lugar de reunión de la Comunidad Pentecostal Dimensión de Fe - Domingos 10hs en la Casa Ecuménica Popular - Manuel Artigas 6989 - Mataderos - Capital Federal

domingo, marzo 13, 2011

CUANDO LOS CIEGOS VEN...

CUANDO LOS CIEGOS VEN...
(*) Por Diego Mendieta y Gabriela Guerreros 

Cuando Jesús terminó de dar estas instrucciones a sus doce discípulos, se fue de allí para predicar y enseñar en las ciudades judías. Juan, que estaba en la cárcel, oyó hablar de las obras de Cristo, por lo que envió a sus discípulos a preguntarle: -¿Eres tú el que ha de venir, o tenemos que esperar a otro?- Jesús les contestó: - Vayan y cuéntenle a Juan lo que ustedes están oyendo y viendo: los ciegos ven, los cojos andan, los leprosos quedan limpios, los sordos oyen, los muertos resucitan, y una Buena Nueva llega a los pobres. ¡Y dichoso aquél para quien yo no sea motivo de escándalo!-
San Mateo 11:1-6 
Biblia Latinoamericana

El texto nos habla de la situación de Juan el Bautista, la pregunta de sus seguidores y la respuesta de Jesús. 

Juan el Bautista estaba encarcelado, preso, tal como fue el destino de muchos de los profetas de nuestra historia y de -aún hoy- quienes luchan por la vida, la paz y la justicia. Mientras, la fama de Jesús crecía por las enseñanzas que profesaba, los milagros que realizaba y el acompañamiento a los pobres. Allí, detrás de los muros y de los barrotes, a Juan le llegó la buena noticia y escuchó hablar de Jesús. 

Esto debe hacernos reflexionar sobre el poder de la comunicación del evangelio encarnado en la realidad: siempre traspasará los muros y hará trizas los barrotes que privan de la libertad. 

Hoy los/as cristianos/as llenos/as del Espíritu Santo tenemos esta ardua tarea, porque el discurso mediático de gran parte de los medios de comunicación - fagocitados por el egoísmo e individualismo, el éxito ficticio de los realitys, la compra compulsiva- distorsionan la realidad que vive nuestro pueblo y construyen los barrotes y muros que hay que horadar para que la buena noticia llegue y muchos/as escuchen hablar de Jesús, de sus enseñanzas, de los milagros y de su opción por quienes son olvidados en este sistema social. 

Juan el Bautista envía a un grupo de sus discípulos a preguntarle a Jesús:¿Eres tú el que ha de venir, o tenemos que esperar a otro?. Jesús no teoriza, les responde señalando la práctica concreta y liberadora: "los ciegos ven, los cojos andan, los leprosos quedan limpios, los sordos oyen, los muertos resucitan, y una Buena Nueva llega a los pobres". 

LOS CIEGOS VEN. 
Sin dudas que en Jesús obraba y obra un poder liberador que realiza milagros sanando enfermedades, como lo hizo con Bartimeo el ciego. Pero -a la par- la tarea de Jesús era abrir los ojos de quienes no veían la realidad, de los que estaban enceguecidos/as y no eran concientes de las necesidades y carencias propias y de los/as demás. 

Debemos seguir orando con fe y esperanza viva por nuestros/as débiles y enfermos/as, creyendo que el poder de Dios se manifestará, pero también hay otros ojos que debemos abrir: los de quienes hoy sufren pero están enceguecidos/as, de quienes hoy todavía no encuentran la necesidad de organizarse y luchar por sus derechos. Y esto solo podremos hacerlo después de habernos dejado inspirar por el Espíritu Santo, despojándonos de toda alienación, interpretando la realidad social, política, cultural y económica; y profundizando en una teología liberadora. 

LOS COJOS ANDAN. 
Nunca cesaremos de reafirmar nuestra fe en el poder sanador de Jesús que restaura nuestras vidas, sanándonos con el mismo poder que obró en aquel paralitico junto al estanque llamado Betesda. Jesús les explica que los cojos andan, pero también se refería a los que habían entendido que fuimos llamados a vivir en comunidad. 

Cuando decidimos estar solos/as o cuando andamos divididos/as estamos cojos, no podemos caminar y si lo hacemos es con mucha dificultad. Pero cuando nos unimos a otros/as (pares, prójimos...) es cuando empezamos a caminar. Por eso muchos/as han conquistado sus sueños, sus viviendas o sus trabajos. 

Por esta razón para nuestra Iglesia Evangélica Pentecostal la comunión, la organización, el trabajo y los sueños compartidos deben seguir siendo parte de nuestra misión. 


LOS LEPROSOS QUEDAN LIMPIOS. 
Jesús les dice que los leprosos son sanados y quedan limpios como aquél hombre que le dijo “Señor, si quieres puedes limpiarme” y recibió su sanidad. 

La lepra es una enfermedad que devora la piel. Pero la envidia, la indiferencia, el individualismo también nos devora y mucho más profundamente. Hoy muchos sectores, y los poderosos de éste tiempo, son generadores de esta lepra: del individualismo y la indiferencia que poco a poco carcome nuestra sociedad, es parte de sus objetivos porque saben que cuando la gente empobrecida, los/as trabajadores/as ocupados/as y desocupados/as se unen y sueñan juntos/as, son capaces de construir un mundo nuevo. 

Es por eso que al finalizar Jesús les dice "¡Y dichoso aquél para quien yo no sea motivo de escándalo!" ¿A quién podrían escandalizar el nombre y mensaje de Jesús? ¿Quién podría oponerse a su opción por los débiles y pobres? Los fariseos, los conservadores, los que limitan la labor de Jesús a lo espiritual, los que usan su nombre en vano y los poderosos de todas las épocas rechazarán el mensaje de Jesús, pues para ellos/as siempre será una amenaza. Para quienes se saben débiles y empobrecidas/os, en contraste, es la esperanza que nos lleva a la victoria. 

LOS SORDOS OYEN. 
Jesús les explica que los sordos oyen. Cuando uno oye el mensaje de Jesucristo se transforma. Comenzamos a abrir nuestros oídos a un nuevo canto, al bullicio de las aves y del río que corre hasta llegar al mar. Pero también somos sensibles a aquél mandato de amar a nuestro prójimo como a nosotros mismos, comenzamos a escuchar el grito de los más pobres y olvidados, entonces acompañaremos su dolor hasta que encuentre alivio. 

LOS CIEGOS, COJOS, LEPROSOS, Y SORDOS DE HOY. 
Las condiciones de vida de miles de familias que viven hacinadas en hoteles, pensiones, conventillos y villas; las casi 14.000 familias desalojadas en el año 2010 - según la cantidad de subsidios, 960 pagados - y las más de 15.535 personas forzadas a vivir en las calles de la Ciudad de Buenos Aires; la lucha de los pueblos originarios por recuperar sus tierras ancestrales, como la Comunidad Qom de la Provincia de Formosa; lo sucedido en el Parque Indoamericano, el Club Albariño y las últimas tomas de tierras y complejos habitacionales, dejan en claro la enorme deuda interna y social que también hay que saldar. 

Frente a esta realidad, como Iglesia Evangélica Pentecostal que tiene sus orígenes en la lucha contra la pobreza, la exclusión y discriminación: por un lado, creemos que acompañar activamente la lucha por la vivienda digna y la tierra, es luchar por la vida.Por lo tanto es parte del evangelio en el que creemos y que proclamamos. y, por otro lado, sostenemos que los derechos humanos "o se cumplen o se violan". 

Es ésta la razón que nos impulsa a acompañar a las familias trabajadoras y comunidades que sufren cuando este derecho fundamental para la vida se viola o se vulnera. Ellos/as son los ciegos que están comenzando a ver sus realidades y las de los demás, por ello se movilizan; ellos/as son los cojos que deciden no estar solos y comienzan a organizarse y caminan junto a otros/as; ellos/as son los leprosos que están siendo sanados de la lepra del individualismo, de la indiferencia y la envidia, y ya están construyendo un mundo nuevo; ellos/as son los sordos que el mensaje de Jesucristo está haciendo libres y entonces abren sus oídos al clamor del pueblo que sufre. 

Estimados hermanos/as: que el Espíritu Santo fortalezca nuestras vidas, afirme nuestras convicciones, y nos impulse sin miedos ni prejuicios para proseguir la misión pastoral y profética de Jesús.

(*) Pastores de la Comunidad Dimensión de Fe, una Iglesia de todos y para todos...

VER VERSIÓN IMPRESA

Reflexiones - Dimensión de Fe Semanario Oficial de la Comunidad Dimensión de Fe, una Iglesia de todos y para todos... (Asociación La Iglesia de Dios) Pensamientos Reflexiones y Noticias que abordan temas actuales desde una perspectiva Teológica y Pastoral. Av. Juan B. Alberdi 5250 (Mataderos), Ciudad Autónoma de Buenos Aires, Argentina

No hay comentarios:

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Entradas Populares: las más leída en los últimos 7 días

DOCUMENTOS Y DECLARACIONES PÚBLICAS.

Traductor

Seguidores